Esta web utiliza "cookies" propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las "cookies". Sin embargo, puedes cambiar la configuración de "cookies" en cualquier momento.

Presentació memòria social 2012

 

La Joventut Antoniana de Vila-real atendió durante el pasado año 2012 un total de 175 familias de la localidad, lo que supuso una inversión de 88.759,48 euros en la compra de alimentos de primera necesidad, leche, pañales y papilla infantil, así como en el pago de gastos de la vivienda, medicamentos o libros y material escolar. Así lo desvela la memoria anual que ha presentado esta mañana la asociación vila-realense.

El presidente de la entidad y responsable del Programa de Acogida y Atención Primaria, Jorge Andreu, ha explicado que “Joventut Antoniana está siendo testigo de la difícil situación en la que se encuentran muchas familias de Vila-real, familias con vidas normalizadas y tranquilas que han visto como en estos últimos años su seguridad se ha visto amenazada por el paro”. Además, el responsable de la asociación ha explicado que, con este informe, se busca “la máxima transparencia” para que todas aquellas personas y entidades que colaboran con Joventut Antoniana sean conocedores de la forma en la que se invierten sus donativos, “principal fuente de ingresos de la entidad”.

Bajo el lema “Portadors d’esperança enmig de les dificultats”, la memoria de 2012 presentada por los antonianos detalla que un total de 49 familias nuevas se dieron de alta durante el pasado ejercicio y pasaron a recibir una ayuda, sumándose a las 126 que ya habían sido dadas de alta antes de 2012. En total, han sido 1.897 las intervenciones realizadas durante el pasado año, en el que se destinaron  41.232,33 euros a la copra de alimentos, 13.119,09 euros a la compra de pañales infantiles, 2.949,96 euros al pago de recibos de luz, agua y gas, 5.653,43 euros al pago de gastos sanitarios o 7.679,83 euros para libros y material escolar.

En cuanto al perfil de las personas atendidas, el 43,68% de las familias (76) son de nacionalidad española, mientras que el 56,32% de las familias son de otras nacionalidades, destacando la marroquí con 58 familias o la rumana con 19. La media de edad de las personas que piden ayuda se situúa entre los 30 y los 45 años y el 75% de ellas tienen niños a su cargo.

Por otra parte, Jorge Andreu ha destacado también la Escuela de Família que se puso en marcha en 2012 y con el que se busca “la promoción y el desarrollo integral de la persona para conseguir un funcionamiento estable, atutónomo y competente”. Un total de 19 personas han participado en el módulo de nociones básicas de economía doméstica, mientras que 10 personas han sido formadas en el módulo de cocina doméstica. Además, gracias al Programa de Empleo 13 personas de la localidad lograron encontrar un trabajo digno durante el pasado año.

Por último, el responsable del Programa de Acogida y Atención Primaria ha querido agradecer de forma especial “a aquellos vecinos de Vila-real y entidades locales que, a pesar de que también han notado las consecuencias de la crisis, han querido compartir aquello que tienen con los más necesitados y han seguido realizando sus donativos”

Descarga la memoria Social 2012